Los muebles vienen en muchas formas, tamaños y materiales, por lo que cuando intenta encontrar el sofá perfecto para su sala de estar o un sillón reclinable para agregar un espacio acogedor a su sótano, es fácil sentirse abrumado. No existe una única elección de muebles «correcta», ya que hay opciones para cada estilo, presupuesto y necesidad del hogar, pero algunos materiales son más ventajosos que otros.

Los muebles de cuero, por ejemplo, ofrecen muchos beneficios y pocas desventajas.

Las ventajas del cuero

Estas son solo algunas de las mayores ventajas de comprar y poseer muebles de cuero:

  1. La mirada. Es difícil superar el valor estético del cuero; entrar en tu sala de estar y viendo una gran sección de cuero puede hacer que toda la habitación parezca más cálida y acogedora. El cuero tiene un brillo suave que lo hace lucir impecable, y debido a que está menos sujeto al desgaste con el tiempo, por lo general tiene un aspecto más consistente que los muebles de materiales de naturaleza similar. El cuero también tiende a verse de alta gama, por lo que da una indicación de mayor calidad.
  2. El cuidado continuo. No necesita hacer mucho para cuidar sus muebles de cuero. Para la mayoría de las piezas, todo lo que necesita hacer es aplicar un cuero agente acondicionador cada 6 a 12 meses—un proceso que solo debería llevar unos minutos. Además de eso, querrás limpiar el cuero con un paño húmedo cada dos semanas más o menos, y si quieres darle un poco más de brillo, aplícale un agente de pulido.
  3. Naturaleza hipoalergénica. El cuero también es mejor para crear un ambiente hipoalergénico. Las alergias al cuero no son un problema, y ​​debido a que el cuero es tan resistente a cosas como la suciedad, el polvo y la caspa de los animales, encontrará que es mucho menos prohibitivo para las personas con alergias. Por el contrario, los sofás y las sillas de tela tienden a «bloquear» los materiales alergénicos, lo que dificulta, si no imposibilita, crear un ambiente cómodo para las personas que sufren de alergias.
  4. Resistencia a líquidos. Si derrama una copa de vino en un sofá de tela, tendrá dificultades para limpiarlo. Es posible que pueda absorber parte del líquido con una toalla y sacar aún más con una aspiradora para húmedo/seco, pero no importa qué tan rápido responda al problema o qué métodos de limpieza use, casi garantizado que no podrá sacarlo todo. Por el contrario, el cuero es extremadamente resistente a los líquidos; la superficie de los muebles repelería el vino (o cualquier otro líquido), permitiéndole limpiarlo fácilmente sin dañar la pieza a largo plazo.
  5. Durabilidad. Siempre y cuando lo cuides adecuadamente, un mueble de cuero puede durar toda la vida. Siempre que lo acondiciones adecuadamente, el cuero no se desgastará como lo hace la tela, y la superficie de los muebles es más resistente a las abolladuras y otras formas de desgaste. El cuero es vulnerable a cortes y rasgaduras, pero solo en condiciones deliberadas y poco comunes. En general, el cuero es mucho más duradero que otros materiales.

¿Hay alguna desventaja?

Dicho esto, también hay algunas desventajas del cuero:

  • El sentimiento. A algunas personas simplemente no les gusta la sensación de un sofá de cuero. En ciertas situaciones, el cuero tiende a adherirse a la piel y, para algunas personas, la experiencia subjetiva de estar en contacto con el cuero es desagradable. Si esto le suena a usted, puede ser mejor quedarse con los muebles a base de tela.
  • El costo. En muchos casos, los beneficios adicionales del cuero también vienen con un costo más alto. Para dos muebles de construcción y calidad similares, puede esperar que la pieza de cuero sea más cara que la pieza de tela. La durabilidad de por vida y las ventajas de los muebles de cuero hacen que los costos adicionales valgan la pena, pero es posible que no estén al alcance de todos.
  • Las opciones. Tienes muchas opciones cuando se trata de cuero, incluidos grados de calidad, colores y acabados. Sin embargo, sus opciones de cuero pueden palidecer en comparación con las opciones que tiene con la tela y otros materiales.

El cuero es una de las opciones a largo plazo más versátiles y efectivas que puede hacer para su hogar, y puede caber en casi cualquier habitación. Decidir qué mueble elegir es una gran inversión, así que evalúe sus opciones cuidadosamente y asegúrese de probar múltiples variedades para saber cuál prefiere mejor.